El avance tecnológico ha permitido a los sistemas de alarmas dotarse de todo tipo de complementos que perfeccionan su funcionamiento convirtiéndolos en herramientas más eficientes.

Los sistemas de videovigilancia, o circuitos cerrados de televisión homologados dotados de inteligencia artificial, son uno de los elementos clave en cualquier sistema de seguridad que se precie en una empresa.

La videovigilancia siempre ha sido un instrumento de seguridad muy importante, pero la incorporación de la inteligencia artificial los ha convertido en un elemento imprescindible.

Esta mejora sus prestaciones y añade otras nuevas. Con ella se da lugar a una seguridad mucho mayor en tu empresa, ya sea de cara a incidentes internos o allanamientos e intentos de robo.

¿Qué posibilidades da la inteligencia artificial en cámaras de vigilancia?

La inteligencia artificial ha mejorado procesos tecnológicos en todos los sectores . Aun así, destaca en el campo de la seguridad los circuitos de videovigilancia porque se han visto especialmente beneficiados.

Actualmente, las cámaras de vigilancia que llevan incorporada inteligencia artificial pueden realizar diversas funciones. Estas mejoran la seguridad de las empresas y sus procesos de producción.

Mejora de funciones

La inteligencia artificial dota de un “cerebro” a las cámaras de seguridad, lo que se traduce, no solo en visionado y grabación de imágenes, sino también en el análisis de las mismas e incluso en la predicción de incidentes.

Concretamente, la tecnología basada en Deep Learning proporciona espacios más seguros en las instalaciones de la empresa. En ello entra todo lo relacionado con los activos de la compañía, clientes y empleados más protegidos.

Actualmente, la inteligencia artificial en la cámara de seguridad de la empresa permite el análisis de los datos e imágenes en tiempo real. De esta manera que posibilita la actuación ante un incidente de manera casi inmediata.

Es decir, que el sistema de cámaras de vigilancia ya no solo sirve para visualizar lo ocurrido posteriormente a la intrusión, sino especialmente como aviso y alerta ante un incidente o robo, con la posibilidad de intervenir y reaccionar a tiempo.

Esta función es complementaria a lo que ya permite un sistema de alarmas, que se activa cuando se produce un incidente y se manda el aviso a la Central Receptora de Alarmas (CRA) para que inicie de inmediato el protocolo de actuación.

Por lo tanto, la inteligencia artificial convierte todo el proceso de seguridad en un ciclo más eficiente. Todo esto gracias a la posibilidad de detectar fácilmente las falsas alarmas y creando alertas solo cuando la situación realmente lo requiere.

Nuevas prestaciones

Dotadas con algoritmos de aprendizaje, basados en Deep Learning, las cámaras de seguridad y vigilancia con inteligencia artificial incorporan numerosas prestaciones.

Actualmente, una cámara con inteligencia artificial integrada puede detectar rostros. Además pueden distinguir con precisión humanos, vehículos o animales, así como contar personas, vigilar aforo o temperatura.

¿Cómo funciona un sistema de cámaras de vigilancia con inteligencia artificial en una empresa?

Las posibilidades que abre la inteligencia artificial en las cámaras de videovigilancia son muchas, especialmente para una empresa. La inteligencia artificial posibilita procesos más eficientes y entornos más seguros.

Los dos son objetivos deseables en una empres. Por un lado, garantizar la seguridad de sus instalaciones y evitar robos u otros incidentes.

Y, por otro lado, estas cámaras avanzadas permiten garantizar la seguridad de las instalaciones y sus componentes. Por ejemplo, en el caso de una nave industrial con cámaras térmicas o grandes frigoríficos, las cámaras con inteligencia artificial posibilitan la toma y control de temperatura de la zona.

Del mismo modo, en empresas que lleven a cabo procesos químicos o con sustancias inflamables o peligrosas, las cámaras con inteligencia artificial son un plus de seguridad ante cualquier incidente.

Además, las cámaras de vigilancia con inteligencia artificial pueden ser utilizadas en una empresa para contar las personas en un determinado espacio, así como para llevar a cabo un control estricto de aforos.

Por otro lado, estas cámaras permiten un control más exhaustivo y eficiente de inventario. Es más fácil tener un perfecto control de lo que entra y sale del almacén y su clasificación a través de códigos de barra.

Asimismo, son un activo cada vez más utilizado en los procesos de control de calidad de las empresas. Estas cámaras, con un software concreto instalado, permiten evitar cuellos de botella, evitar defectos de fabricación y fallos en la cadena de producción, etc.

Y, por supuesto, las cámaras de videovigilancia siguen cumpliendo su función principal: garantizar la seguridad de tu empresa. A través de un circuito cerrado consiguen ver las imagenes que ya se obtenían antes pero ahora tambien analizarlas en tiempo real.

Así, las cámaras con inteligencia artificial permiten anticiparse a delitos, pues ante un indicio o ciertos patrones aprendidos por la inteligencia artificial, esta dará la alarma.

Un ejemplo de esto es la detección de una mochila abandonada, alguien con un pasamontañas, alguien que realiza movimientos extraños y recurrentes en el exterior, etc.

Por último, las cámaras con inteligencia artificial integrada tienen muchos más usos. Aunque no estén tan extendidos, son usados para garantizar la seguridad de los ciudadanos y está promovido en empresas y gobiernos.

Por ejemplo, las cámaras de videovigilancia con esta tecnología pueden localizar personas, fugitivos, coches robados, etc. El caso del gobierno chino es ya ampliamente conocido.

También permiten detectar situaciones de emergencia. Es decir, funcionan también como un agente de seguridad que da la alarma ante patrones conocidos y parametrizados. Son capaces de detectar emergencias como desmayos, peleas, roturas de mobiliario, etc.

Por lo tanto, la integración de la inteligencia artificial en este elemento de seguridad ha permitido la multiplicación de sus prestaciones. Estas cámaras son una herramienta imprescindible para la seguridad de los procesos de la empresa.

Por todo ello, te recomendamos que adquieras un sistema con inteligencia artificial incorporada para sacarles el máximo partido.

Además de este tipo de elementos de seguridad, existen muchos otros que pueden hacer de tu empresa un lugar seguro para cuando estés tanto fuera como dentro. Echa un vistazo al catálogo que tenemos en HomeGO y entra en nuestra web o llama al 900 622 550 para informarte.