Los robos se suelen perpetrar por puertas o ventanas. Por eso, reforzar la seguridad de las entradas a casa es una opción que te puede evitar algún que otro susto y te llevará poco tiempo y dinero, solo tienes que seguir nuestros consejos.

Para las ventanas, existen ventanas antirrobo y otros elementos de seguridad extra. Y, ¿para las puertas? Es fundamental que la puerta principal de tu casa sea lo más segura posible para evitar robos.

Por ello, te damos consejos y pautas para reforzar la seguridad de la puerta de tu casa, el principal lugar de entrada para todos, incluidos los robos.

Además, los ladrones han perfeccionado sus técnicas hasta un punto que te sorprendería ver cómo de vulnerables son las puertas de nuestras casas.

Está claro que lo ideal sería instalar una puerta acorazada o una blindada con cerraduras de última generación, pero aquí ofrecemos soluciones para reforzar la puerta de casa de todos los gustos y para todos los bolsillos.

Analiza para reforzar la puerta de casa

Lo primero es saber por dónde entraría un ladrón que quiere robar en casa, por ejemplo, cuando detecte que no estás. ¿Cuáles son los puntos débiles de la puerta que la convierten en vulnerable?

En función del modelo, los materiales y la antigüedad serán más o menos las vulnerabilidades detectadas. Si son muchos, habrá que establecer prioridades o valorar si merece la pena el cambio completo de la puerta.

Cambia el bombín de la cerradura e instala un escudo en el bombín

El bombín de una cerradura es el corazón de la puerta y uno de los elementos más forzados por un delincuente, de manera que si tienes uno endeble, no dudes en cambiarlo.

Es el cilindro metálico en el que se mete la llave. Si tiene muchos años plantéate seriamente cambiarlo por uno de última generación.

Existen bombines de todos los precios, así que te aconsejamos que pidas consejo a un profesional.

cambiar bombin puerta

En el momento que lo compres, solo tienes que instalarlo en la puerta y ganar un extra clave en la seguridad de tu hogar. No te olvides de añadir un escudo sobre el bombín para proteger el mecanismo interno y evitar el acceso o sustracción de la cerradura.

Incluye cerrojos extra de seguridad

Otra solución que proporciona más seguridad a la entrada de tu vivienda es añadir cerrojo de seguridad y cadena a la puerta. Son mecanismos más antiguos, pero que en cualquier caso refuerzan la seguridad ante un robo.

Recuerda que el objetivo no es frustrar el robo sino ganar el máximo tiempo posible para que el aviso de la alarma de la alerta o los que estén dentro de casa llamen a la policía.

Un cerrojo instalado en el interior de la puerta, que se pueda abrir o cerrar desde dentro es una solución fácil y bastante efectiva, especialmente en puertas más antiguas o de peores materiales.

Usa siempre sistemas anti-bumping y anti-palanca

Apuesta siempre por sistemas antibumping, es decir, frente a uno de los trucos más utilizados por los ladrones: el bumping.

Es un sistema de forzar la puerta a través de una llave a la que, una vez introducida en el cilindro, se le da un golpe para apartar los pistones de seguridad de la cerradura.

ladrón palanca

En este sentido, existe otra práctica de robo muy extendido que implica hacer palanca en la cerradura. Por eso, es importante hacerse con un cilindro que cuente con un sistema antibumping y anti-palanca que evite que el acceso a casa sea tan sencillo.

Pon doble cerradura embutida

Existen diversos tipos de cerraduras para casa. Otra opción para reforzar la puerta de entrada muy efectiva es instalar directamente una segunda cerradura en la puerta.

Una doble cerradura embutida aumenta enormemente el nivel de seguridad de tu puerta.

En este caso, sobre la cerradura principal se instala otra cerradura que te obliga a tener dos llaves. Esto mejora las perspectivas de seguridad y es especialmente recomendable si la idea es mantener la misma puerta a largo plazo.

Revisa bisagras y marcos de la puerta

En ocasiones, centramos todo nuestro esfuerzo en la cerradura de la puerta y son otros elementos, como las bisagras o los marcos de la puerta, los que presentan mayores vulnerabilidades.

Por eso, es fundamental que revises cada parte y componente de la puerta, no solo de la cerradura. En el caso de las bisagras, si están mal fijadas u oxidadas constituyen un punto débil en tu puerta.

bisagra y marco

Además, deben ser bisagras lo suficientemente anchas y robustas como para mantener fijada la puerta de manera satisfactoria. En el caso del marco, en muchas ocasiones estos son solo de adorno: los materiales tienen que ser buenos y estar bien fijados.

Digitaliza tu puerta de entrada

Por último, como séptima opción para reforzar la seguridad de tu puerta de casa, puedes pasarte a lo digital. Cada vez son más las cerraduras digitales que evitan buena parte de los problemas tradicionales de seguridad que nos encontramos en una puerta normal.

Las cerraduras no se pueden manipular ni forzar porque todo se controla desde un dispositivo móvil, tampoco hay peligro de pérdida de llaves ni de robo para acceder. Existen muchos modelos compatibles con inteligencias artificiales como Google Home o Alexa.

En estos casos, podrás abrir o cerrar la puerta de casa de manera remota y saber en todo momento si se abre o cierra la entrada. Además podrás establecer contraseñas temporales de apertura o establecer acceso biométrico.

Smart Door movil

Los ladrones no han desarrollado trucos para forzar este tipo de puertas. El motivo puede ser que dependen más de las medidas de ciberseguridad de los propietarios y de una buena gestión de los dispositivos y las claves que de la seguridad tradicional.

Reforzar la puerta de casa es uno de los primeros pasos si quieres fortalecer la seguridad de tu casa ante una probabilidad de robo. En algunos casos no podrás frustrar el robo, pero ganarás un tiempo precioso para minimizar los daños.

Para los que quieren una protección extra, desde HomeGO ofrecemos diferentes dispositivas que llevarán la seguridad de tu casa al siguiente nivel. Solo tienes que entrar en nuestra web o llamar al 900 822 500.